Floreciendo desde adentro

La banda uruguaya, Lucía González, presenta este viernes 18 de mayo a las 21.00 hs en La Trastienda su segundo disco de estudio: "Solar", con músicos invitados y la apertura de Martín Rivero. Conversamos con su fundadora, cantante, y compositora, Lucía González, para saber sobre esta presentación y sus nuevos productos naturales.

LUCÍA GONZÁLEZ. SOLAR. Tienen en su haber dos discos: el primero homónimo editado por Bizarro (2012). Un trabajo experimental que viajó con gran altura por el folk y el indie pop, logrando un Premio Graffiti en 2013 como "Mejor disco Pop-Rock" -también nominado a Mejor Artista nuevo"-, con exquisiteces como "The Light", o "Please". Su segundo trabajo de estudio, "Solar", que defenderán ahora en La Trastienda, es de igual modo explorativo, experimental, virtuoso, original, con una mayor profundidad psicodélica. Fue grabado en la casa de Lucía y Gabriel Casacuberta, su pareja, bajista co-fundador y compositor de la banda, en un proceso de varios años, con la ayuda de músicos amigos:
"Tuvo puntos en común con el primero, pero al tener ya el antecedente de un disco, hubo cosas que quisimos hacer de manera diferente. Trabajar más el sonido de la voz, tratar de grabar más baterías y no usar tanto bases programadas, por ejemplo, e incluir también en la grabación a otros músicos", comenzó diciéndonos Lucía. "Digamos que el proceso no fue tan en solitario como el del disco anterior, que todo fue grabado en conjunto con Gabriel. Creo que este disco tiene más apertura en ese sentido, y suena más a banda, que es algo que también buscamos. Trabajar con amigos siempre es enriquecedor y gratificante. Le hizo mucho bien al disco y a nosotros mismos trabajar con otras personas, hace que el aire se renueve”.

-Respecto a lo musical- “seguimos el camino de experimentación que tuvimos en el primero, pero ahora aparte de experimentar con distintos instrumentos, nos concentramos en cómo queríamos que fuera el sonido general del disco. Uno todo el tiempo va escuchando y descubriendo cosas nuevas que influyen también en cómo te gustaría sonar. En este se sumó la psicodelia, pero creo que también sigue teniendo la influencia de cosas que escuchamos toda la vida".
-A lo que se suma el idioma nativo- “También tratamos de componer más en español, aunque para mí el idioma nunca fue lo más importante, está bueno el ejercicio de escribir en español y ver que también puede sonar bien, aunque es mucho más directo que el inglés o cualquier otro idioma”.

Existe una alegoría explícita a lo Natural y lo cósmico en el trabajo, desde el propio nombre del disco (Solar) y sus canciones: “El Jardín”, “Loquet Tree” –árbol de nísperos-. Le preguntamos a Lucía sobre ese amor ecológico, y sobre cómo surgió esa idea genial de darle nombre de árbol a una canción: "La verdad es que nos gusta mucho el contacto con la naturaleza, nos hace bien, nos inspira y nos renueva. Tenemos dos perras, y sí, somos confesos amantes de los animales. Gabriel tuvo la idea de dedicarle una canción al árbol de Níspero que tenemos en el patio, y contar la historia de cómo llegó a nuestra casa, cómo lo plantamos y cómo creció. Así nació esa canción, con una impronta bastante mágica y medieval, porque quisimos contar su historia como si se tratase de una fábula, al estilo de la de las habichuelas mágicas. Tenemos también un árbol de Palta, ¡es increíble todo lo que te puede dar un pedacito de tierra!

Hippies confesos, melómanos practicantes, familieros, como John & Yoko por el Central Park de otro tiempo (o Mollo y -"la"- Oreiro por Palermo de estos días), se los puede ver caminando juntos atravesando el Parque (Rodó) por las tardes con sus perros, concentrados en el verde, como ya componiendo: parecen la pareja perfecta. Trabajan juntos. Tienen la banda juntos, y con-viven. Les pedimos algunos tips de recomendación por semejante desafío: "bueno la verdad es que somos de todo menos perfectos (risas), con los años hemos aprendido a trabajar juntos, además de ser una pareja. Tenemos que repartir el tiempo entre el proyecto musical en sí, grabaciones, ensayos, toques, y el tiempo familiar digamos. Por suerte siempre se dio de manera bastante natural y con un poco de equilibrio entre las partes, lo vamos llevando bien. Trabajar y componer con tu pareja puede ser muy gratificante y especial, si logras darle su espacio a cada cosa”. Son como “navegantes de los cielos” que “con su abrazo las tormentas se deshacen en el fuego”.

Nadie que ame tanta vida puede hacer canciones sin magia; y por el barrio en la noche los conocen destellando, dicen que van a enloquecer, que se los escucha de madrugada inventando sonidos "extraños", cantándole a la luna, al jardín, y a los árboles, (audacia salvaje). Pero se sabe que "son dragones, que arden juntos, -que- son planetas que se funden cada noche renaciendo, floreciendo desde adentro" canciones con forma de astros y Universo.

Entrevista: Marcelo Reyes
Fotos: Lucía González